"Los estudiantes se sentían nostálgicos en los primeros días. Ahora dicen: "Queremos volver a Gran Canaria y trabajar aquí"

April 2014

Siv Sandøy y Nina Skovly, coordinadoras de la Beca Leonardo en el Departamento de Educación de la provincia de Møre and Romsdal, Noruega.

¿Cuántos estudiantes de su escuela han disfrutado de esta beca en los últimos meses?

Siv: Han sido nueve los que han venido a Gran Canaria.

Esto se presenta como una oportunidad para la diversificación. ¿Cuáles son los beneficios para los estudiantes?

Siv: Es el programa Leonardo, así que va a desarrollar habilidades sociales y culturales, como aprender el idioma.

¿Qué tipo de ventajas ofrece este programa a las empresas que, como Servatur, acogen a los estudiantes?

Siv: Respecto a los estudiantes que realizan sus prácticas en la recepción de hoteles, podríamos destacar las relaciones. Los estudiantes podrían dar información acerca de la organización noruega en la que trabajan en su país natal y se haría un intercambio. Muchos de ellos ya me han dicho que han intercambiado este tipo de cuestiones.

¿Por qué han elegido como destino a Gran Canaria?

Siv: Conocí a Pilar (Directora de Calidad y Formación en Servatur) hace cinco años, cuando vine a Servatur Green Beach. Yo era profesora en una escuela y tenía estudiantes de turismo que querían quedarse en Gran Canaria durante un mes. Y vi esta oportunidad porque ustedes tienen temporada alta en enero, febrero y marzo, mientras que en Noruega esta industria turística está en auge en junio, julio y agosto. Así que tenemos las temporadas opuestas. Es una posibilidad para hacer un proyecto más grande en un futuro. Quizás estudiantes españoles vengan a Noruega a trabajar.

¿Cuáles son los comentarios que les llegan a ustedes por parte de los estudiantes acerca del antes y del después de disfrutar de la beca? ¿Qué se llevan de esta experiencia?

Nina: Esta es la primera vez para nosotros. No podemos decir “después” aún ya que no han terminado este periodo. Hasta el momento, tenemos tres informes y dicen que han aprendido muchísimo, incluso acerca de ellos mismos, porque para muchos estudiantes es la primera vez que se encuentran lejos de casa.

Siv: Estas nueve personas no se conocían previamente a venir a trabajar. Estaban muy emocionados. Incluso muchos de ellos no habían estado en España, así que fue un choque en un primer momento. Pero cuando llegaron fue muy bonito. En los primeros días se sentían nostálgicos, se preguntaban “¿Cómo puedo arreglármelas aquí?”. Y después de las últimas semanas, todos comentaban “No queremos volver a casa. Queremos quedarnos aquí”. Todos coincidían: “Queremos volver a Gran Canaria y trabajar aquí”.